consejos alargar vida perro bulldog frances

5 CONSEJOS para Alargar la Vida de tu PERRO

Esther de Álvaro Cuidados, Salud y Bienestar Comentar

¿Tu bulldog francés ya tiene una edad avanzada y te preocupa el día que no esté a tu lado? ¿Tu perro ya es anciano y crees que necesita unos cuidados en detalle? ¡Así es, todo lo que hagas por él alargará su vida y su bienestar! Dependiendo de la raza de perro que tengas, puede tener una media de vida X, en el caso del bulldog francés pueden vivir muchos años, pero a partir de los 7 u 8 años empiezan a sufrir los achaques de la edad, y por eso es vital que lo cuides con mimo y con todo lo que necesita a diario. Al igual que las personas mayores, los perros mayores o ancianos, necesitan cuidados extra para su salud y su felicidad.

consejos alargar vida perro bulldog frances

Seguro que a ti también te encantaría que tu mejor amigo durase tanto como nosotros pero por desgracia no puede ser, por eso disfruta, vive con él y quiérelo con locura hasta el final. Hoy queremos hablarte de las necesidades y los cuidados básicos con estos consejos, para que puedas darle el bienestar, la salud y todo el amor que necesita. Independientemente de la edad de tu perro, cuanto más y mejor lo cuides en su juventud y a lo largo de su vida, mejor calidad de vida tendrá cuando sea un perro senior. Vamos a ver los cuidados que te recomendamos para que tu perro viva muchos años sano y feliz.

Guía para alargar la vida de tu perro

#1 Elige una buena cama para un correcto descanso de tu perro

El descanso de tu bulldog francés es fundamental, seguro que desde cachorro le has comprado muchas camas porque cuando son pequeños las camas blanditas se suelen convertir en la fiesta de la espuma en casa jejeje! Nosotros creo que ya hemos perdido la cuenta de todas las que hemos tenido, pero ahora que son adultos las respetan mucho más, porque es su zona de confort y su zona íntima. Es muy importante que valores las camas para perros ortopédicas, desde que tu mejor amigo es cachorro.

Con el paso del tiempo sus articulaciones se vuelven más delicadas, por no hablar de los bulldog que por desgracia sufren de displasia o de algún tipo de hernia discal. Su correcto descanso es vital para que tenga agilidad y energía y por eso las camas para perros ortopédicas son la mejor opción, independientemente de que tu mejor amigo no tenga ninguna enfermedad, lo importante es prevenir y que esté bien cuidado. Este tipo de camas para perros entre otras cosas previenen la displasia, la artrosis y la hernia discal.

Las camas ortopédicas para perros, están diseñadas para que tu mejor amigo no sólo duerma cómodo, sino que también tenga una buena postura de su columna y de su cuerpo. Estas camas, además, suelen incorporar colchones de viscoelástica y materiales de calidad para un descanso saludable. Vamos a ver algunas de sus ventajas:

  • Mejoran su salud a medio-largo plazo: Aunque creas que tu perro está sano, nunca sabes lo que puede pasar mañana, por eso cuanto más inviertas en su salud mucho mejor, y las camas ortopédicas son vitales para cuidar de su descanso.

  • Mejoran la calidad de su descanso: Existen millones de camas para perros en el mercado, pero muchas de ellas probablemente solo están pensadas para que el perro se tumbe sin más, sin pensar en su columna o en sus articulaciones. Por el contrario, las camas ortopédicas están diseñadas para cuidar de su descanso y que esté lo más cómodo siempre.

  • Son camas de calidad para toda la vida: Este tipo de camas para perros, están fabricadas con materiales de alta calidad, por lo que son camas que si las cuidas bien te durarán en el tiempo.

  • Su colchón es más confortable que cualquier otro: Como ocurre con las camas de los humanos, las camas ortopédicas incorporan un colchón con materiales de última generación para favorecer la correcta postura y el cuidado de todo el cuerpo de tu mejor amigo.

  • Cuida y previene de numerosas enfermedades: Como hemos indicado anteriomente, estas camas ortopédicas para perros no están pensadas sólo para perros que actualmente tienen una enfermedad como la displasia o artrosis, sino que son camas pensadas para prevenir también estas dolorosas y molestas enfermedades.

#2 Ofrécele una alimentación saludable y de calidad

La alimentación del bulldog francés es un tema fundamental, bien porque puede que tu frenchie tenga sobrepeso, como ocurre en muchos casos, o bien porque tenga alguna necesidad específica por alguna enfermedad. El sobrepeso es un exceso de peso en tu perro, más kilos de los que debería pesar para estar saludable a lo largo de su vida. La obesidad es una acumulación de exceso de grasa corporal. Una vida sedentaria, y una excesiva ingesta de calorías, como ocurre en las personas, en relación a la energía gastada, son factores determinantes para que tu perro sufra sobrepeso y a largo plazo obesidad, la cuál acorta la vida de un perro y lo hace más propenso a desarrollar enfermedades de todo tipo.

El bulldog francés es un perro delicado en cuanto a su alimentación durante toda su vida, por supuesto hay casos en los que no tienen ningún problema, pero cuanto más cuides su alimentación desde cachorro repercutirá en su calidad de vida y en su futura salud. Debes tener que tener cuidado con algunas cosas:

  • Elige un pienso con ingredientes naturales y bajo en grasas: Cuanto mejor sea el pienso y más natural que le das a tu perro desde cachorro más saludable estará a lo largo de toda su vida. Evita los piensos baratos y con subproductos que dañan la salud de tu bulldog francés.

  • Dale la ración diaria recomendada: En los sacos de pienso para perros, viene indicada la cantidad diaria en función de la edad y el peso de tu perro. No debes sobrealimentar a tu bulldog francés. El sobrepeso en esta raza solo puede hacer que tengan problemas, empeorar su respiración, tener molestias en las articulaciones, etc.

  • Evita que tu perro coma deprisa: Si tu perro es de los que engulle la comida, ahora más que nunca debes tener cuidado con esto, y si es necesario comprarle un comedero para glotones que le obligará a comer más despacio. Además si come muy rápido podría sufrir una torsión gástrica, que se produce cuando su estómago se dilata produciendo la torsión y presionando todos sus órganos. Es un tema muy delicado que debes prevenir.

  • No le des comida extra aparte de su pienso: Ya hemos hablado de lo mal que está darle comida fuera de su dieta diaria, como un premio o algo ocasional puede, pero no por sistema porque solo hace más que empeorar su salud. No cometas errores en la alimentación de tu bulldog francés, y cuida de su salud siempre.

  • No le presiones para comer: Si un día tu perro no tiene apetito, no pasa nada, no le presiones para comer, comerá cuando tenga hambre. No obstante, si ves que tu perro no come durante más de 3 días debes acudir al veterinario para descartar que sea algún problema.

  • Reduce la ingesta de premios o elige premios light: Los premios para perros debes dárselos de forma muy ocasional, ya que contienen más grasas que es lo que precisamente queremos evitar. Puedes elegir unos premios dietéticos para perros o lo más naturales posible un día especial.

  • Observa de vez en cuando sus heces: Aunque suene algo escatológico, es algo que debes hacer siempre, observar las heces para ver que son normales, que no está suelto, que no tienen sangre, parásitos o algún síntoma de que algo no va bien. Si observas algo raro no dudes en ir al veterinario.

#3 Anímale a hacer ejercicio y salir de paseo cada día

Por lo general, cualquier perro de cachorro suele ser muy juguetón y activo y con la edad se van volviendo algo más tranquilos, aunque también depende de su personalidad. El ejercicio, el juego y los paseos son fundamentales para una buena salud, por un lado, queman energía y mueven su cuerpo y por otro lado, es tiempo de ocio juntos lo que los hace muy felices. El ejercicio es salud, y por eso si quieres lo mejor para tu mejor amigo tienes que cuidar esto. Conocemos personas que tienen perros y los tienen encerrados en casa, apenas tienen tiempo para salir con ellos y lo hacen muy poco, y esto a largo plazo acorta la vida de cualquier animal. Estamos seguros de que siempre puedes sacar un rato para salir o jugar con él, pero además en esta guía de compra puedes ver algunos juguetes interactivos con los que mantener activo a tu perro, además de hablarle y que sepa que estás con él cerquita hasta que llegue la hora del paseo. Por eso vamos a ver algunos consejos para el paseo y el ejercicio de tu mejor amigo, que le ayudarán a alargar su vida:

  • Sácalo a pasear al menos 3 veces al día: Aunque no sean paseos largos, que sean al menos de 20/30 minutos cada paseo tanto para caminar, respirar aire fresco y hacer sus necesidades.

  • Llévalo con una correa y un arnés que puedas controlar bien: El arnés es mucho más inofensivo que los collares para perros que si son un buen accesorio sobre todo en etapa de adiestramiento. Con el tiempo te darás cuenta que lo mejor es un arnés para perros porque lo controlas mucho mejor y no dañas su cuello. La correa puede ser con la que te sientas cómodo pero que no esté muy tirante para que sienta el paseo como un momento de relax.

  • No le obligues a correr, y evita que corra: Aunque es bueno que hagan ejercicio toda su vida, con la edad es mejor que tu bulldog francés lleva paseos más tranquilos, con ritmo pero sin excesos. Porque por un lado su respiración puede ir empeorando y se puede agotar mucho más y por otro le puede dar un golpe de calor mucho más fácil que a un perro joven.

  • Evita que salte: Los saltos son un crimen para las articulaciones y la espalda de tu bulldog francés, y con la edad mucho más si cabe. Por eso no juegues a nada que signifique saltar, ni tampoco le dejes saltar para saludar a las personas, que es algo muy frecuente y es un error.

  • Evita las horas de más calor del día: Es mejor salir a pasear siempre que haga una temperatura media, ni calor ni frío en exceso, con el frío hay menos problema pero también hay que tener cuidado para que no se resfríe. Si es época de calor siempre es bueno llevar una botella de agua fresquita y si es necesario hacer alguna parada en la sombra.

  • Deja que se relacione con otros perros: La socialización de tu bulldog francés, es importante durante toda su vida. En general son super amistosos de otros perros y la parte emocional es también muy importante cuidarla.

#4 Cuida con detalle de su higiene

No hace falta que te digamos que la higiene de tu bulldog francés es importante durante toda su vida, ya sabes que tienen una piel y pelo delicados y por eso es recomendable un cuidado especial. Además de sus oídos ya que son propensos a tener otitis, la limpieza de sus ojitos para evitar problemas oculares y su higiene dental. ¡Ellos también tienen derecho a sentirse limpitos!

  • Observa su piel y báñalo con un champú de calidad: No es broma, la piel del bulldog francés es muy delicada intependientemente de que tenga o no alergias, por eso es vital un champú para perros bueno. Si tiene alergias con mucho más motivo tendrás que usar un champú hipoalergénico.

  • Báñalo como mucho una vez al mes: Ya sabes que los excesos de baños no son buenos para ningún perro, ya que si te pasas puedes eliminar el ph natural de su piel. Por eso lo recomendable es bañarlos como mucho una vez al mes o incluso cada dos meses, nosotros es lo que hacemos y es lo mejor. No obstante, si tu perro tiene alergias tendrás que bañarlo en función de su tratamiento. Además sécalo siempre muy bien, ya que su sistema inmunológico puede que esté más débil y es más fácil que se resfríe.

  • Revisa sus oídos una vez a la semana: La higiene de los oídos del bulldog francés tiene que ser rutinaria, son propensos a tener otitis y con la edad más aún si cabe. Por eso revisa y limpia con un limpiador de oídos para perros sus oídos cada semana, así los mantendrás limpios y saludable.

  • Mantén sus dientes limpios todo el año: La limpieza de los dientes es algo de lo que puede que no te preocupes, y con el tiempo puede que sea peor el remedio que la enfermedad. Existen productos para la higiene dental de los perros, pero si tu bulldog francés no está acostumbrado puede que sea más complicado siendo mayor y tampoco hay que forzarle. Puedes llevarlo al veterinario y que observe bien su dentadura, ya que con el tiempo se va deteriorando y hay algunos que tienen mala calidad de sus dientes.

  • Hidrata su nariz con frecuencia: La nariz de tu bulldog francés con el tiempo se irá secando y agrietando más y más, por eso es importante que cuides de ella con algunos de los consejos que ya te dimos anteriormente, además de hidratarla con vaselina neutra o algún producto específico para la hidratación.

  • Corta sus uñas por lo menos una vez al mes: Revisa sus uñas todos los meses, por ejemplo el día del baño y si es necesario córtaselas siempre con mucho cuidado de no hacerle daño. Las uñas largas les molestan. Si no te atreves siempre puedes llevarle a un sitio de baños de mascotas donde habitualmente te ofrecen una limpieza integral.

  • Revisa bien sus glándulas anales: Cuando lo bañes es un buen momento para ver que las tenga bien. Si observas que tu bulldog francés arrastra el culete como sentado o que a veces se mueve de lado a lado como intentando rascarse puede que tenga las glándulas anales llenas y le moleste. Además de que a largo plazo se podría convertir en un problema doloroso para hacer sus necesidades. Si nunca le has hecho la limpieza tu mismo lo mejor es que lo haga su veterinario con cierta regularidad.

  • Cepilla el pelo de tu bulldog francés con cierta frecuencia: El cepillado también es importante hacerlo en perros de mayor edad, siempre con un cepillo para perros y sobre todo en las épocas de la muda del pelo para que no le moleste el pelo muerto.

  • Limpia sus ojitos cada día: Los bulldog francés tienden a tener bastantes problemas oculares, por eso el cuidado de sus ojos es importante durante toda su vida. Sobre todo una correcta higiene, ya que el lacrimal poco a poco va oxidando el pelito de alrededor y en algunos casos incluso se les irrita esa zona de la piel. Siempre debes utilizar productos adecuados para la limpieza de los ojos en perros.

#5 Visita al veterinario periodicamente

cuidados perro anciano veterinario

Las visitas al veterinario tienen que ser periódicas, siempre es bueno hacer alguna revisión al año, y sobre todo con el paso del tiempo. Sabemos el gasto económico que supone el veterinario cuando hay algún problema, pero si decides tener un perro es con todas, con lo bueno y lo malo. Y como más vale prevenir que curar, la mejor forma de alargar la vida de tu bulldog francés es que su veterinario lo revise con frecuencia.

  • Llévalo por lo menos una vez cada 6 meses: Aunque tu perro este como una rosa o al menos lo parezca, es importante que visites a tu veterinario para una revisión completa y así poder estar tranquilo.

  • Hazle alguna analítica de vez en cuando: Será un tema que te comente tu veterinario en función de cada caso, pero si que si tiene algún problema de salud es importante controlarlo.

  • Ponle las vacunas necesarias: Probablemente sólo tengas que anualmente poner la vacuna de la rabiaen España es obligatoria aunque hace años que no se ven casos, pero en otros países no, consúltalo con tu veterinario. También existen otras vacunas preventivas que no son obligatorias pero que si debes plantearte para proteger la salud de tu bulldog francés como puede ser la vacuna contra la Leihmaniosis que es una enfermedad que cada vez afecta a más perros y la transmiten los mosquitos.

  • Desparasitarle correctamente: La protección contra la diversidad de parásitos internos y externos que existen es necesaria durante toda la vida de tu bulldog francés. Estos parásitos están presentes en los perros en todo momento pero en edades tempranas se debe tener extremo cuidado pues pueden provocar enfermedades que pueden ser mortales para tu perro. Por lo que debes acudir al veterinario con la frecuencia que se requiera para eliminar del organismo los parásitos. Existen muchos productos antiparasitarios en el mercado tanto orales para la desparasitación interna como collares, pipetas y sprays para la desparasitación externa sobre todo en primavera y verano. Tu veterinario es el que mejor puede orientarte en las diferentes opciones.

  • Controla su peso: Como te comentábamos al principio del artículo, es importante que tu veterinario controle su peso, por si no le estás dando el pienso senior adecuado.

  • Sigue al pie de la letra su tratamiento si sufre alguna enfermedad: ¡Ojalá que no! Pero si tu bulldog francés tiene alguna enfermedad o problema de salud, es muy importante que sigas bien su tratamiento si quieres que mejore o controlar el problema.

Cuida de tu bulldog francés para estar muchos años juntos

Como te hemos contado a lo largo de este artículo seguro que tu también quieres lo mejor para tu bulldog francés, y sobre todo que pase muchos muchos años contigo. Es una raza delicada, por lo que si además tu frenchie tiene algún tipo de enfermedad o problema de salud, deberás pensar en ello y cuidarle con más esmero porque se merece lo mejor. Los cuidados de cualquier perro te pueden parecer excesivos, pero su salud y bienestar tiene que ser siempre lo primero.

¿Y tú tienes un bulldog francés? ¿Tienes otro perro? ¿Cuántos años tiene? ¿Qué te ha parecido está guía para el alargar la vida de tu perro? ¿Añadirías algo más? Si te ha parecido interesante o tienes alguna inquietud o simplemente quieres compartir tu experiencia déjanos un comentario y compártelo en tus redes sociales.

¿Te ha gustado el contenido?

Puntuación media 5 / 5. Votos: 150

¡Todavía no hay votos! Sé el primero en valorar el contenido.

guia cuidados para perros bulldog frances

MegaGuía del Bulldog Francés

El bulldog francés es una de las razas de perro pequeño más populares del momento, pero también una de las más complicadas de cuidar y mantener por la cantidad de detalles que hay que tener en cuenta. Ya no sólo es poder cuidarle correctamente, sino también conocerle a fondo para poder alimentarle y educarle para que sea un perro sano y feliz. Para ello, ponemos a tu disposición una completa guía del bulldog francés.

Ir a la guía

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *